Nadal y Federer arrancan con buen ritmo