Los árboles cada vez crecen más rápido y mueren antes