El equipo de fútbol mexicano que paga seis millones de dólares para no descender