Los papeles secretos del Brexit duro prevén problemas con los alimentos, la luz y el transporte