Baltasar Garzón, el defensor de la jurisdicción universal