Por el bien de la 4T, primero el Presidente